InDenova: ejemplo de empresa en la gestión del talento y recursos humanos

En este artículo voy a hablar de una increíble empresa: InDenova. No había oído hablar de ella hasta la semana pasada en la que asistí a una charla sobre la gestión del talento y de las personas. He tenido la suerte de cononerla gracias a la invitación para realizarles una visita, que me hizo su directora de RR.HH. y organización Mª Amparo Ros.

¿A qué se dedica esta empresa?

InDenova es una empresa que nació con vocación de desarrollar, innovar y generar soluciones tecnológicas en el ámbito empresarial e institucional. Está especializada en soluciones de firma electrónica, criptografía, movilidad, certificados digitales y workflows, invirtiendo en el desarrollo e implantación de las mismas el 95% de su actividad.

La visión de InDenova es ser una empresa especializada en soluciones propias, basadas en los certificados digitales y la firma electrónica, siendo innovadora en las soluciones de negocio, en las relaciones con sus empleados, clientes, proveedores, etc., gestionando las actitudes y emociones de sus equipos, ya que son ellos los que investigan, aprenden, enseñan y en definitiva, innovan soluciones, servicios, modos de hacer y pensar.

¿Por qué hablar de InDenova? ¿Qué es lo que me ha llamado la atención? ¿Qué tiene de especial esta empresa? ¿Qué la hace diferente?

Normalmente, la mayoría de empresas no paran de vender que su principal activo son las personas, nada más lejos de la realidad. Cuando interactúas con ellas te das cuenta que del dicho al hecho hay un buen trecho, y en la práctica no se materializa lo que están pregonando. Muchas se creen que con realizar algunas excursiones regulares, ó con darles algún tipo de formación como el inglés, o con dejarles el viernes por la tarde libre ya están apostando fuertemente por su gente. Sí, ya es algo; pero la verdadera apuesta por las personas que forman la empresa, el interés por desarrollarlas lo máximo posible y poder sacar todo su potencial y que realmente sean el principal activo va más allá de estas simples medidas. Creo que es más un cambio de actitud por parte de los gerentes, dueños y responsables de una empresa. Es el darse cuenta que el verdadero potencial de una empresa está en su gente, en lo motivada que esté por el propio proyecto empresarial, en el sentimiento de propiedad y pertenencia y, en la libertad, seguridad y confianza con la que pueden realizar sus actividades para poder desarrollarse tanto a nivel personal como profesional. Desde sus inicios, InDenova se ha enfocado en esta idea central de que el avance, desarrollo e innovación de la empresa recae fundamentalmente en las personas que forman parte de ella.

Nadie dijo que era fácil la gestión de personas, y es lo más difícil en las empresas, porque cada uno tiene sus propios pensamientos, sentimientos, emociones y experiencias ante todo lo que ocurre a su alrededor, y no tienen por qué coincidir. Pero creo que InDenova ha dado con una de las claves, y es el valor fundamental por el que se rige: el Respeto. El Respeto a los compañeros, clientes, proveedores, personas del sexo opuesto, a otras culturas, etc. Me encanta. Yo soy amigo de la simplicidad, e InDenova hace muy simple su definición de los valores por los que se rige, sólo tiene uno, y como he dicho es el Respeto. Considera que todos los demás nacen de él.

Todas las empresas tienen una declaración de una serie de valores por los que se rigen muy bonitos y que quedan muy bien, pero en la mayoría de los casos, sólo sirve para tenerlos escritos y enseñarlos, casi nunca se ponen en práctica totalmente. Deberían tomar ejemplo de InDenova, sólo tiene uno y lo promueven, exigen y siguen en cada una de sus actividades diarias.

Además de la impresionante sencillez de la declaración de valores, InDenova aplica otras prácticas con la idea de potenciar a su gente:

  • No hay horarios estrictos, se amoldan a los proyectos y a las personas.
  • Se dan los permisos que la persona necesite. Se considera que una la persona debe estar en el puesto de trabajo al 100% y, si no es así por cualquier motivo, se le da el permiso necesario hasta que lo resuelva. El resto del equipo se hace cargo del trabajo que hacia esta persona.
  • Se organizan en equipos autodirigidos, en los cuales se trabaja el respeto y la confianza entre todos los integrantes.
  • La equivocación y el error no son un problema en esta empresa. Hacen de ello un motivo para avanzar y crecer.
  • La empresa se esfuerza en encontrar el sitio adecuado a la persona para que pueda desarrollar todo su potencial y ofrecer lo mejor.
  • No hay privilegios entre los distintos cargos, todos los integrantes de la empresa se consideran igual de importantes.
  • Indenova cree firmemente en que su gente es la base y la clave para su éxito, y por lo tanto actúa según esta premisa.
  • Indenova festeja todas las fiestas de todas las culturas, para que nadie se sienta excluido. También realizan una pequeña fiesta ante acontecimientos importantes de sus empleados, como los nacimientos de sus hijos, bodas, etc.

Por todo lo que he comentado, InDenova es un gran ejemplo a seguir por su gran labor en la gestión del talento y de los recursos humanos. Han apostado fuertemente en la idea de que, para que sea posible el avance y la innovación en la empresa, es crucial creer y confiar en el potencial de su gente.

Innovar no sólo significa tener la última tecnología, también se puede innovar en la gestión de los recursos humanos, e Indenova lo está haciendo. En estos momentos de tantos cambios y de tanta incertidumbre es necesario poner a trabajar todo el potencial humano del que dispone una empresa, no se deben escatimar esfuerzos en ello. Si una empresa se toma en serio la gestión de sus recursos humanos e innova respecto a lo que está haciendo, seguro que se le abren nuevos increíbles horizontes. Pero eso sí, hay que atreverse y creer en ello.

Si te ha gustado, estaré muy agradecido si le das un me gusta, lo compartes o dejas un comentario. Muchas gracias.

La empresa en la que aprendí muchos de mis conocimientos.

Aprovecho este post para comentar y hablar sobre la empresa Lab.Radio, a la que le debo muchos de mis conocimientos, durante los años (16) que he tenido la suerte de haber pertenecido a ella y hasta que decidieron que mi andadura allí había tocado a su fin.

Yo entré a la empresa recién titulado en Ingeniería en Organización Industrial, y creía que, por mi título y mis conocimientos generales de organización, me iba a comer el mundo y que iba a ser un camino de rosas el trabajar para una empresa. Pero, al poco tiempo ya me di cuenta que iba a tener que trabajar muy duro para poder aplicar toda la teoría que había aprendido en la universidad, y que el verdadero trabajo de aprendizaje, formación y reconocimiento profesional sólo acababa de empezar.

Durante todos los años en los que he sido parte de la empresa, he tenido la gran suerte de poder desempeñar distintos trabajos en distintas áreas, lo cual me ha dado pie a poder formarme y aprender de conocimientos nuevos, una y otra vez. Las oportunidades han sido tantas, que creo que no estaba preparado para comprenderlas todas, y en muchas ocasiones las he desperdiciado, unas veces por los propios prejuicios de lo que uno debe hacer según lo que ha estudiado, y otras veces por no tener muy claro los objetivos profesionales a conseguir. Esto lo he podido entender desde la distancia y desde el análisis de todo lo vivido en esta empresa.

También he podido apreciar de primera mano, dos tipos de dirección de la empresa totalmente distintos y opuestos, lo cual me ha dado una visión de lo que es bueno y malo en cada una de ellas.

No podía dejar de hablar del componente humano, de las personas, que son el activo más importante y la clave para el buen funcionamiento de cualquier empresa u organización. En esta empresa he conocido a multitud de personas, unas han sido y siguen siendo grandes amigos, otras han sido grandes profesionales que me han ayudado muchísimo, otras han sido compañeros de trabajo que hemos colaborado y ayudado mutuamente y otras que por trabajar en la misma empresa nos hemos relacionado de alguna forma. Desde aquí dar las gracias a todas ellas, ya que forman parte de mi vida para siempre.

Como conclusión, mi experiencia en Lab.Radio me ha parecido realmente increíble, nunca me podia haber imaginado todo lo que me iba a suceder allí y todas las oportunidades que me iban a pasar por delante (como he comentado antes, ha sido tanta la cantidad que muchas de ellas no he podido verlas). Creo que puede ser una de las pocas empresas, en la actualidad, que pueden ofrecer gran cantidad de oportunidades de desarrollo, es por ello que animo a toda persona que pueda y que tenga ganas de desarrollarse profesionalmente, que haga lo posible por entrar a formar parte ella, y tanto a los que puedan entrar y a los que ya estén trabajando allí, que estén abiertos a todas las oportunidades que se les presenten y a las que ellos mismos puedan generar, les aseguro que no se va a arrepentir, ¡sólo nos podemos arrepentir de las cosas que no hemos hecho!.

Finalmente dar las gracias a la empresa Lab.Radio por todos los años que he trabajado en ella, por todos los conocimientos y  tantas oportunidades que me ha dado, y por todas las amistades y relaciones que he conseguido en ella. Gracias.